Los profesionales del Turismo atraviesan por una situación muy compleja como consecuencia del impacto de la pandemia de COVID 19 en el sector. El Consejo de Decanos y Directores de Unidades Académicas de Turismo (CONDET) publicó un Informe de Situación, a partir de un relevamiento realizando entre profesionales de todo el país, difundido por el Observatorio de Graduados de la Universidad Nacional del Comahue.

Uno de los sectores más afectados es el hotelero. En el Informe se consultó sobre la situación de los empleados, revelando que “al 53% se le había reducido el salario formal, el 21% se encontraba cobrando normalmente su salario, pero sin percibir sumas adicionales; sólo el 13% no sufrió modificaciones en su salario y siguió cobrando normalmente. El restante 13% está compuesto por profesionales que fueron despedidos (9%) y aquellos que no cobraron, pero conservan su puesto de trabajo”.No es mejor la situación entre los Guías de Turismo. El Informe señala que “según lo conversado con sus empleadores, los profesionales en relación de dependencia contestaron en su mayoría (45%) que cobrarán normalmente pero no cobrarán nada adicional. Luego el 18% comentó que tendrá suspensiones acordadas con reducción de salario y trabajo, pero conservará el puesto de trabajo. Otro 18% verá reducciones en su salario formal, y un 9% no cobrará por unos meses, pero conservará su empleo. El restante 9% quedará sin empleo”.

Completando el panorama, en las agencias de viajes, “el 28% de los encuestados en condición de empleados de agencias de viajes, respondió que tendrá suspensiones acordadas con reducción de salario y trabajo, pero conservará el puesto. Por otro lado, al 24% le reducirán el salario formal. Siguiendo con la situación, el 19% comenta que solo cobrará sumas en blanco, perdiendo el salario adicional que recibía. Lamentablemente el 11% se quedará sin trabajo, el 9% no cobrará por unos meses pero seguirá manteniendo su puesto de trabajo, y el 3% solo cobrará sumas no registradas”.

El informe fue elaborado por Lic. Luciana B. Renzella (UNLP), Mg. Pablo Montero (UNLP), Mg. Marlene R. Pedetti (UNQ), Mg. Julieta Andueza (UNaM), Mg. Ane Miren Diez Alberdi (UNMDP), Lic. Esteban Zaballa (UNMDP) y Lic. María Eugenia Domínguez (UNPSJB), con activa colaboración de los Colegios de Profesionales de Turismo de Neuquén y Río Negro.

También se destaca que “es interesante realizar una comparativa entre los propietarios y los empleados, ya que si bien más de la mitad de los propietarios de Agencias de viajes (el 57%) manifestó estar subsistiendo sin ingresos y con pérdidas medianas, existe una marcada diferencia entre las respuestas de los propietarios y de los empleados en relación a la solicitud de medidas de asistencia del Gobierno. Mientras los propietarios manifiestan no acceder a subsidios para salarios ni a reducción de cargas patronales en un 73%, los empleados contestan que el 82% de sus empleadores obtuvieron subsidios”.

Algo similar sucede en el sector hotelero, donde “los propietarios dicen no haberse postulado a reducción de cargas patronales (100%) y no haber postulado (en un 80%) a subsidios a salarios ni a créditos a tasa cero. En tanto que los empleados de hoteles ven reducido su salario en blanco en más de la mitad de los casos (53%) y manifiestan que sus empleadores aplicaron y obtuvieron (72%) beneficios del Estado”.

Distinta es la situación de los Guías de Turismo, porque “se observa que al 85% de ellos la actual crisis sanitaria mundial los encontró trabajando de manera independiente. De ellos, el aproximadamente el 85% se encuentra inscripto como monotributista o autónomo, y aproximadamente el 45% ha recurrido a solicitar el Ingreso Familiar de Emergencia que el gobierno puso a disposición como medida ante la crisis económica generada por la pandemia, y solo alrededor del 30% lo obtuvo”.Acceso para acceder al informe completo

Deja un comentario